Bienvenido

NOTA IMPORTANTE

Tras el ultimo capitulo de Necroworld (El 200). Este blog permanecerá abierto hasta un nuevo aviso. Cuando este aviso suceda, este blog publicará una entrada nueva donde aparecerá la nueva dirección al nuevo blog (Intentaré que os redireccione) Pasado un tiempo, este blog desaparecerá.
Ya podeis entrar en el siguiente blog, la historia se muda ahi.
juanmanuel-sagazombis.blogspot.com.es

Seguidores

viernes, 22 de junio de 2012

Capitulo 157: Monstruo, part 3


Gorka y Alicia habían llegado por fin a la prisión después de un largo camino. Cuando les abrieron la puerta se encontraron con que faltaba gente y que habían vuelto otros. Ellos contaron los que le había pasado a Narciso y se enteraron de la muerte de Natacha. Lo que mas chocó a Gorka cuando volvió fue que su amigo Dennis se hubiese marchado, aunque lo respetó, todos estaban aguantando demasiado y el mismo había pensado en marcharse, pero se había dado cuenta de que así no solucionaba nada, daría igual lo lejos que se fueran, daría igual lo mucho que se alejaran de los demás, los infectados iban a seguir estando ahí.
-¿Qué haremos ahora? Apenas quedamos unos pocos aquí. Si ahora nos atacasen… tenemos las de perder- dijo Gorka.
-Esperemos que eso no ocurra, porque no seria bueno, solo somos ocho personas, un perro, una niña y un bebe. ¿Qué posibilidades tenemos de salir con vida de una reyerta?- preguntó Eva.
-Ya no hablo de marcharnos de aquí, porque no solucionaremos nada, pero si que deberíamos organizarnos al menos. Estamos en minoría. Además, yo no he salido de aquí desde que me enchironaron- declaró Gálvez.
-Pero quedarnos…- murmuró Sole.
-Aun no han vuelto ni Juanma ni los que iban con el, ha pasado mucho tiempo y es posible que no vuelvan, pero ya no es solo eso, Álvaro se llevó a Lidia y ese cabrón sigue por ahí con ella. Deberíamos formar un grupo y dar caza a ese cabrón mientras otros se quedan aquí por si los demás vuelven. Creo que sería lo mas que podemos hacer, pero ¿Cómo nos dividimos?- dijo Félix.-Lo que esta claro es que no podemos dejar las cosas como están-
-No quiero que te vuelvas a ir… creí que te había perdido- dijo Sole apoyándose en Félix.
-Lo hare si es necesario. Cualquiera de los que no están aquí haría lo mismo por nosotros, tienes que comprenderlo- dijo Félix mirando a Sole.
-Algunos necesitáis descansar, cuando hayáis descansado lo suficiente nos pondremos en marcha, aunque sea todos juntos- dijo Gálvez llegando a una conclusión.
Todos estuvieron de acuerdo, cuando hubiesen descansado suficiente organizarían una expedición de búsqueda y captura de Álvaro.
*****
Cristina se sentía como un ratón enjaulado, tenía mucho terreno por el que escapar, muchos matorrales y rocas en las que esconderse, pero Álvaro era quien dominaba ese juego que se volvía mortal por momentos. Este la estaba buscando mientras empuñaba la recortada, el mismo arma con el que había disparado a traición a Dennis. Si Álvaro la encontraba correría la misma suerte. Desde donde Cristina estaba podía salir corriendo y lanzarse al agua, pero le daba miedo fallar y que Álvaro le disparase. Tuvo que reprimir las lágrimas y taparse la boca para que no se escucharan sus sollozos.
-Es inútil que te escondas putita, acabare encontrándote y reventándote como hice con tu amigo, eso es, después de disparar a Dennis le he cortado el cuello. No veas como lo he disfrutado. ¿Sabes? Fue una suerte encontraros, precisamente estaba buscando un vehículo con el que irme lejos, podría coger el vehículo e irme sin más, pero no voy a privarme de el placer de matarte. Nunca me gustaste, eres la típica puta calienta pollas, me das asco- Álvaro disparó al aire varias veces con la pistola.-¡¡¡Vamos sal!!!-
Cristina se asomó un poco y lo vio de pie, estaba de espaldas a unos diez metros de donde ella estaba escondida. Cristina decidió jugársela y salió de su escondite, entonces comenzó a correr hasta el borde, estaba dispuesta a saltar, fue entonces cuando comenzó a escuchar los disparos, Álvaro le estaba disparando con la pistola. La joven notaba como las balas impactaban a su alrededor, fue justo antes de saltar cuando notó un fuerte latigazo de dolor el pie izquierdo, ella se impulsó y se dejo caer al agua.

Álvaro se asomó y miró al agua, se veían las hondas tras la caída de Cristina y el color rojo de la sangre. Le había dado en un pie, no le había dado en ningún punto vital, por lo tanto no la había matado, eso le hizo sentirse frustrado.
-¡¡¡Tuviste suerte zorra!!! Pero me da igual, ya te pillare cuando tenga ocasión. ¿Entiendes? Te matare cuando te vea-
Después de todo eso decidió volver a por la doctora para marcharse de allí, pasó por delante del furgón y decidió sacar de allí el cadáver de Nuria. Lo sacó de un tirón del asiento del copiloto y la dejo caer sobre el asfalto, seguidamente le escupió. Seguidamente vio el cuerpo de Dennis, estaba inmóvil y boca abajo, también había un charco de sangre debajo de el, seguramente estaba muerto, al menos eso pensó Álvaro. Ni siquiera le tomó el pulso, solo se adentró en el bosque para ir a por la doctora.

Lidia seguía en el mismo sitio donde Álvaro la había dejado, había tratado de liberarse varias veces y de diferentes formas, si hubiese podido alcanzarse una mano habría sido capaz de cortarse un pulgar para quedar libre. Lidia comenzó a tirar hacia ella para ver si podía al menos dislocarse los dedos o rompérselos para al menos quedarse libre. En ese momento escuchó la voz de Álvaro a sus espaldas.
-¿Qué haces?-
Cuando Lidia se dio la vuelta vio la cara de Álvaro, estaba totalmente ensangrentada y tenía pequeños trozos de cristal clavados, no sabía como podía haber acabado así, pero esperaba que le hubiese dolido y que ahora en esos momentos estuviese rabiando. Álvaro se acercó tambaleando, se le notaba mareado, seguramente debido a la perdida de sangre.
-Te voy a soltar, será mejor que no hagas ninguna tontería- dijo a medido que se colocaba detrás de ella pegado a su espalda, entonces Lidia notó la erección de este, lo que le hizo sentir muchísimo asco.
Álvaro sacó unas llaves que eran de las esposas y comenzó a liberar a Lidia. Cuando esta tuvo una mano libre no se lo pensó más y le asestó un codazo en plena cara a Álvaro, el cual cayó de espaldas mientras gritaba. Sin pararse, Lidia comenzó a correr mientras escuchaba los insultos que Álvaro lanzaba como un animal furioso, sus gritos eran desgarradores.

Álvaro se puso en pie tambaleándose y vio alejarse corriendo a la doctora, pensó en dispararle, pero en el estado que se encontraba la necesitaba viva, ya la mataría después, el caso era que iba a pagarle todo lo que le había hecho. Entonces vio la dirección que tomaba, esa maldita zorra estaba yendo en dirección a la carretera, pretendía coger el furgón, pero no iba a dejar que se saliese con la suya.

Lidia llegó hasta el furgón y lo primero que vio ante la puerta abierta fue el cuerpo de Dennis, Lidia tuvo que ahogar un grito, pero sin tiempo que perder saltó al interior del vehículo. Cuando Lidia echó mano al contacto se dio cuenta de que no estaban las llaves. Sin las llaves no había manera de arrancar el vehículo. En ese mismo momento vio a Álvaro salir de entre la maleza, tenía algo en la mano izquierda y lo zarandeaba en tono burlón.
-¿Buscabas esto?- Álvaro se refería a las llaves, seguidamente Álvaro la golpeó con tanta violencia que Lidia quedó inconsciente a consecuencia del golpe.
Álvaro la apartó a un lado y se sentó en al volante, seguidamente arrancó el motor y comenzó a conducir sin saber muy bien a donde ir. Le daba igual, solo quería alejarse de allí, no sabía si esos tres los andaban buscando, pero no le importaba nada, que se fueran al infierno, el era un autentico superviviente.
*****
Cristina salió del agua cojeando, el pie le dolía muchísimo, la bala no le había dado de lleno, pero se lo había razado bastante, tanto que era como si hubieran cortado la zapatilla, la bala había arrancado piel y carne. Se tenía que sentar varias veces para descansar, poco después reanudaba la marcha hasta que llegó al camino, nada mas llegar vio el cuerpo de Nuria de lado en el asfalto, el de Dennis estaba boca abajo, ninguno de los dos se movía, sabía de sobras que Nuria estaba muerta, pero…¿Y Dennis? ¿También el estaba muerto?. Cristina se dejo caer de rodillas para no forzar el pie herido, se acercó hasta Dennis y cuando le dio la vuelta vio que respiraba, tenía un buen corte en el cuello, pero aun respiraba, por suerte no le había seccionado la yugular.
-Dios mio… Estas vivo- dijo Cristina sentándose en el asfalto.
Dennis trataba de hablar, pero el corte se lo impedía.-No hables, no te esfuerces-
Cristina se rasgó un trozo de la camisa y la usó para taponar las heridas del cuello y del hombro. Cristina no sabía que otra cosa podía hacer, allí estaba ella sin tener ni idea de como salvarle la vida a su compañero. También tuvo que detener su hemorragia, rasgó un nuevo trozo, se quitó la zapatilla y se ató el trozo para taponar la herida. En esos momentos se arrepintió de haberse marchado de la prisión, habían tomado la decisión de irse para no verse metidos en líos de ese tipo, lamentablemente se habían encontrado con aquel al que todos buscaban, entonces el rostro de Álvaro la asaltó otra vez. Ese tipo era un autentico monstruo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario