Bienvenido

NOTA IMPORTANTE

Tras el ultimo capitulo de Necroworld (El 200). Este blog permanecerá abierto hasta un nuevo aviso. Cuando este aviso suceda, este blog publicará una entrada nueva donde aparecerá la nueva dirección al nuevo blog (Intentaré que os redireccione) Pasado un tiempo, este blog desaparecerá.
Ya podeis entrar en el siguiente blog, la historia se muda ahi.
juanmanuel-sagazombis.blogspot.com.es

Seguidores

sábado, 18 de junio de 2011

Capitulo 111, La prision , part 1

Cuando me desperte ya estabamos cerca de Alcoy. Habiamos dejado atras Pedreguer, Alcalali y Guadalest. Ahora estabamos parando para descansar y comer algo. Era casi la una del medio dia.Lo primero que vi al abrir los ojos fue a Lidia que conducia. Al verme sonrio y me dio los buenos dias.Yo me incorpore y vi como los demas vehiculos comenzaban a aparcar a un lado de la carretera donde habia una zona de tierra sin árboles y apenas vegetación.
-¿Cuánto nos falta para llegar a Alcoy?-pregunte yo
-Ya poco. Vamos a parar porque el hambre aprieta y algunos quieren descansar un poco. Este será la última parada- contesto Lidia.
En ese momento vi a Vicky que estaba sentada en la parte trasera. Al verme despertar sonrio.
-Hola papi-
-Hola- conteste yo
Cuando paramos. La gente comenzó a bajar de los vehiculos. No vi a Iván. Quizás seguía dormido en el furgón o tal vez estaba pensando en sus cosas y no tenía ganas de ver a nadie.
La zona parecía segura. Aun asi, no podíamos bajar la guardia. Unos cuantos comenzamos a dar vueltas por la zona para comprobar que no habia infectados cerca. El grupo estaba compuesto por David , Gorka , Lucí y por mí.
Después de un rato volvimos con los demas sin haber visto nada ni a nadie. La zona era segura, pero no íbamos a pasar mucho tiempo por allí.
*************************************
Álvaro se despertó dentro del armario donde se habia refugiado durante el ataque de los infectados. Fuera ya no escuchaba ni a los infectados ni a los desdichados de Maite y Yago a los que el habia dejado a su suerte. Poco a poco fue abriendo la puerta del armario y lo único que vio fuera era la sangre. Ni rastro de los cuerpos.
Con cautela se arrastró fuera del armario y se puso en pie en medio de la caravana. Vio que la puerta estaba abierta y por lo tanto dedujo que los infectados o los cadáveres reanimados de Yago y Maite habían salido de allí.
Con paso lento. Álvaro se acercó a la puerta y se asomó. No vio ningún infectado por allí, tan solo notaba el pestilente olor que acompañaba a esos seres. Se dio media vuelta y cogió un cuchillo de la pequeña cocina de la caravana.
Álvaro sabía que como arma no era gran cosa , pero si lograba acertarles de una forma contundente en el cerebro, acabaría con esos seres.
Cuchillo en mano bajo de la caravana y comenzó a andar campo a través, vio a algunos infectados entre los árboles. Aunque estos parecían no haber reparado en él. Lo que para él, era un alivio.
Después de un rato andando dio por fin con una carretera de montaña. Nada más llegar allí vio una furgoneta de reparto en medio de la carretera. Álvaro se acercó poco a poco con el cuchillo en alto y se asomó a la puerta del conductor. No vio a nadie . Solo vio las llaves puestas en el contacto.
Álvaro se metió en la cabina y giro las llaves. Con un fuerte rugido el motor que al parecer llevaba mucho tiempo parado, se puso en marcha.
-¡¡¡Perfecto!!!- exclamo Álvaro
Álvaro se puso al volante y cerró la puerta. Luego piso el acelerador y se puso en marcha en dirección a Alcoy.
****************************************
Tras la muerte de Sergio. Jorge estaba intranquilo. Se habia dado cuenta que los que estaban encerrados en el granero pretendían escapar en algún momento de la noche. Eso era algo que acabaría en desastre. Ahora el grupo estaba trabajando en el campo de trabajo y tenía una oportunidad de acercarse a ellos.
Jorge camino hasta el campo y allí vio a sus antiguos compañeros picando y cavando. Estaban siendo vigilados por los demas soldados y los nuevos reclutas. Roache habia decidido aplazar la expedición al parque de bomberos hacia unas horas y eso fue algo que alivio a Jorge.
Jorge se acercó a Zapico y luego miro a Garrido que los estaba vigilando.
-Necesito llevarme a este para un trabajo- dijo Jorge mirando a Garrido
-¿Que trabajo?-pregunto Garrido
-Eso no es asunto tuyo. Me lo llevo y punto-contesto Jorge
-Llévatelo. Pero antes de una hora lo quiero aquí. No quiero movidas con Roache-contesto Garrido.
Jorge y Zapico se alejaron de allí . Cuando se quedaron fuera de la vista de todo el mundo. Jorge hizo que Zapico se parara.
-¿Vas a matarme?, si lo vas a hacer, hazlo-dijo Zapico
-No voy a matarte. Necesito que me escuches-dijo Jorge bajando el arma para que Zapico viera que no tenía intención de disparar.
-¿Qué coño quieres traidor?-pregunto Zapico
-Escucha. Sé que pretenden escapar del granero cavando un túnel por el que salir. Pero eso es una locura. No saldrá bien y lo sabes. Lo intentasteis y mira lo que paso. No os mataron porque os necesitan para trabajar. Pero no sé si se lo pensaran tanto con una segunda vez. Os mataran-dijo Jorge
-¿De qué vas?-pregunto Zapico con desconfianza
-Escucha. No os traicione. ¿Entiendes?. Me uní a ellos para poder sabotearles desde dentro y poder garantizar vuestra supervivencia y vuestra huida. Por eso te pido que me deis tiempo. Estoy tratando de joderles bien , pero si seguís con vuestro plan, eso no acabara bien- explico Jorge tratando de convencer a Zapico.
-¿Por qué debería creerte?-pregunto Zapico
-Por qué es la verdad. Debo llevarte de nuevo al campo, si nos ven hablando se nos caerá el pelo. Pero por dios, no intentéis nada. Os sacare de aquí- dijo Jorge
Zapico no contesto. Jorge llevo de nuevo a Zapico al campo de trabajo y luego se alejó de allí.
El Dr. Harold Leslie estaba en su cobertizo trabajando como siempre en la bomba. Fue entonces cuando la puerta se abrió y entro Roache para la supervisión rutinaria seguido por su interprete.Roache comenzo a hablar y su intérprete se apresuró a traducir.
-El coronel quiere saber cuánto le queda para acabar-
-Aún falta mucho, estos cables de aquí están muy dañados y no será fácil hacer un recambio-contesto Leslie
Roache bramo algo y se lanzó sobre Leslie cogiéndolo del cuello y levantándolo del suelo. Leslie podía ver la furia en los ojos de Roache y sabía cómo podía acabar aquello.
-Si me mata.....dudo que me encuentre un sustituto.......coronel-dijo Leslie con la voz entrecortada .
Roache lo soltó y luego bramo algo en francés y su intérprete lo tradujo.
-Le doy solo tres semanas doctor-
Después de eso. Roache y su interprete abandonaron el cobertizo.
Leslie volvió al trabajo y recordó como unos minutos antes de que Roache irrumpiera allí. El mismo habia dañado los cables de la bomba para ganar tiempo, sabía que una vez la bomba estuviese terminada tal y como Roache quería. El ya no le serviría de nada y lo mataría. Necesitaba más tiempo para poder sacar a las chicas de su encierro y que al menos ellas tuvieran una oportunidad.
*************************************
Después de comer emprendimos el camino rumbo a la cárcel de Alcoy. Bordeamos el pueblo para evitarnos posibles encontronazos con las hordas de infectados. Desde el camino veíamos los muros en la lejanía y las torretas de vigilancia.
-Ya estamos llegando-dije yo por el comunicador.
-La vemos. No parece que haya nadie-dijo Cesar por el comunicador
************************************
Gálvez estaba en una de las torretas de la prisión cuando vio un destello en la lejanía. Al fijarse bien. Se dio cuenta de que eran varios vehiculos. Eran dos autobuses, siete furgones, un camión cisterna y un blindado de las fuerzas armadas españolas.
-¿Pero qué coño?-se preguntó Gálvez
Gálvez bajo corriendo por las escaleras y comenzo a correr por el patio de la prision. Se adentró en los pasillos y llego hasta la sala de guardas. Allí estaban Cuchillo y German jugando a las cartas.
-Tenemos compañía-dijo Gálvez entre jadeos
-¿A qué coño te refieres?-pregunto German
-Unos cuantos vehiculos. Siete son furgones policiales y hay un blindado del ejercito-dijo Gálvez mientras recuperaba el aire.
-No puede ser la pasma ni los guardas. Los muy cabrones se marcharon y los que no están muertos-dijo Cuchillo con una media sonrisa.
-Se lo que he visto.....¿dónde está Marcelo?-pregunto Gálvez al ver que faltaba uno de sus compañeros.
-Se fue a hacer pesas-contesto German
-Veamos de quien se trata. Puede que solo sean civiles en busca de refugio-contesto Cuchillo
-Eso o saqueadores-sentencio Gálvez
Los tres salieron de la sala y comenzaron a caminar en dirección al patio.
Hacía varios meses que estaban allí solos. Desde el día de la epidemia no habían visto a nadie vivo. Algunos habían muerto y posteriormente reanimado. Otros siguieron los pasos de Richi y acabaron escapando de la cárcel. La mayoría escaparon siguiendo a Hammer.No habían vuelto a saber de ellos y probablemente nunca lo sabrían.

No hay comentarios:

Publicar un comentario